10 consejos para hacer un buen perfil profesional en Linkedin

18 de Jul de 2017
Jovenes trabajando en el ordenador

Linkedin es una de las redes profesionales a las que más acuden los reclutadores a la hora de buscar candidatos para las vacantes que surgen en su empresa. Por ello, conviene tener un bien perfil en esta red social, que te dará visibilidad y la oportunidad de encontrar un trabajo que se adapte a tus necesidades y requerimientos. Aquí te damos algunas recomendaciones que tener en cuenta a la hora de crearte tu perfil.

     1. Fíjate en los perfiles recomendados de tu sector

Cada sector puede requerir de ciertos matices diferentes en los perfiles de Linkedin. Por ejemplo, para un despacho de abogados quizá deberías tener un perfil más serio que si buscas trabajo en el mundo del cine. Por ello, te recomendamos que busques los perfiles recomendados de tu sector para que te sirvan de guía a la hora de configurar el tuyo.

     2. Foto profesional

Elige una foto tipo carnet, donde se te vea bien el rostro y, a poder ser, estés sonriendo.

     3. Cabecera

Esta parte es muy relevante, ya que está en la parte superior de tu perfil de Linkedin y es lo primero que ven los reclutadores. Se incluye el nombre, la imagen, los estudios, el sector, el país de residencia, tu puesto de trabajo actual y empleos anteriores. Asimismo, aparece la cantidad de contactos que tienes en Linkedin. En definitiva, es un pequeño resumen de todo tu perfil, un flah, tu carta de presentación.

     4. Datos de contacto

Parece evidente, pero conviene recordar que has de dar todas las facilidades posibles por si quieren contactar contigo. Correo electrónico, teléfono, dirección… Incluye todos los datos de contacto que tengas.

     5. Completa tu formación y experiencia

Incluye, de manera extensa, toda tu formación y experiencia laboral. Siempre y cuando, por supuesto, tenga relación con el trabajo que estás buscando. De nada sirve que cuentes tu trabajo como camarero durante la universidad si lo que quieres es entrar en el sector de la ingeniería. Hay que centrarse en los datos importantes, proyectos en los que has trabajado, logros obtenidos, tareas realizadas en tus puestos de trabajo anteriores, experiencia laboral, estudios, idiomas, etc.

     6. Lista de habilidades profesionales

Escribir tus habilidades en la zona indicada para ello mediante tags es fundamental, ya que es una de las cosas en la que se fijan los reclutadores a la hora de buscar candidatos. Es conveniente también que otras personas verifiquen esas habilidades. Puedes pedirle a tus compañeros de universidad, de trabajos anteriores o familia que lo hagan, y tú puedes hacer lo mismo por ellos.

     7. Sigue líderes de opinión y empresas favoritas

Puedes seguir a empresas del sector en el que estés interesado, así como perfiles de ejecutivos y líderes de opinión. 

     8. URL personalizado

Edita la URL de tu perfil en Linkedin para que aparezca con tu nombre. Por defecto son números aleatorios, lo que no ayuda a la hora de la indexación en Google. Cámbiala por una URL con tu nombre y apellidos, que favorecerá el posicionamiento web y quedará más profesional.

     9. Intereses

En esta parte de tu perfil puedes indicar tus intereses y aficiones personales al margen del trabajo. Puede dar una visión diferente de ti y hacerte una persona más interesante.

    10. Actualizaciones

Es fundamental que mantengas tu perfil actualizado.